Existe una gran variedad de procedimientos por medio de los cuales se puede mejorar el aspecto de cicatrices en cualquier región corporal, que sean consecuencia de procedimientos tanto estéticos como reconstructivos, así como las cicatrices resultantes de cualquier trauma.

Es muy importante tener en cuenta que cualquier lesión en los tejidos corporales generan terminan en una cicatriz como respuesta normal del organismo a las diferentes agresiones, por lo tanto estas nunca van a desaparecer, pero si es posible mejorar su aspecto y disminuir su visibilidad dependiendo de la localización, el tipo de piel de cada paciente y los cuidados que se tengan posteriormente (bloqueador solar, cremas humectantes) y que mejoren las condiciones locales (nutrición, hidratación
etc.)